Imagen del blog con el texto “Descubre el neerlandés” destacado en el centro en letras blancas. Al fondo una foto de una canal en Ámsterdam en tonos vivos. Centrado en la parte inferior, el logo de Lingua Int.

El encanto del neerlandés: explorando proverbios, variantes y curiosidades lingüísticas

En entradas anteriores ya hemos hablado de algunas lenguas germánicas, como el inglés, primera en número de hablantes, o el alemán, que ocupa el segundo lugar. Lo que pocos saben es que el tercer lugar, con aproximadamente 30 millones de hablantes (de los cuales 25 como idioma nativo), lo ocupa el neerlandés (NL). Conocido también como holandés, es una lengua fascinante arraigada en una rica historia y cultura que se habla en los Países Bajos, parte de Bélgica y Surinam, entre otros lugares. En este artículo nos adentraremos en sus características y variantes, y comentaremos algunas curiosidades que hacen del neerlandés un idioma único y cautivador.

Características del neerlandés

Pronunciación

Con el ruso empezamos hablando de su complejo sistema verbal y con el francés, de sus variedades, pero en neerlandés lo propio es empezar por la pronunciación debido a lo desafiante que suele resultar para los no nativos. Esta lengua germánica tiene numerosas peculiaridades fonéticas, como las combinaciones de vocales que pueden dar lugar a sonidos únicos. Por ejemplo, la combinación «ui» se pronuncia [œy] (similar al sonido de «oy» en inglés), como en la palabra «huis» (casa). Otra combinación interesante es «eu», que se pronuncia [ø] o [ɯ], como en «leuk» (divertido). Estas combinaciones de vocales, junto con otras reglas de pronunciación, contribuyen a la singularidad y la musicalidad del neerlandés hablado.

Género

Aunque muchos lo desconocen, al no ser tan obvio como en alemán, el neerlandés emplea tres géneros gramaticales (masculino, femenino y neutro) y dos formas principales de verbos (fuertes y débiles). Además, el neerlandés cuenta con un sistema verbal rico y complejo, con verbos que tienen formas distintas para indicar el tiempo y los aspectos de una acción. Todo esto añade una complejidad interesante a su gramática que suele imponer a aquellos que se aventuran a aprender este idioma. Por suerte, en neerlandés los sustantivos son invariantes según el caso, al contrario que en alemán.

Variedades del neerlandés

  • Standaardnederlands. El neerlandés estándar, conocido como Nederlands Algemeen Beschaafd (NAB), es la forma principal del idioma utilizada en la literatura, los medios de comunicación y la educación.

Sin embargo, existen variedades regionales y dialectos distintivos., entre los que podemos encontrar:

  • Holandés (Hollands). El dialecto hablado en la región de Holanda (Holanda Meridional y Holanda Septentrional) en los Países Bajos.
  • Flamenco (Vlaams). El dialecto hablado en Flandes, la región de habla neerlandesa de Bélgica.
  • Limburgués (Limburgués). El dialecto hablado en la región de Limburgo, ubicada en el sureste de los Países Bajos y parte de Bélgica y Alemania.

Afrikáans

Aunque el afrikáans no es un dialecto sino una lengua germánica por sí misma derivada principalmente del neerlandés, merece la pena mencionarla, ya que el neerlandés y el afrikaáns son en gran medida mutuamente inteligibles.

El afrikáans se habla sobre todo en Sudáfrica y, en menor medida, en Namibia y partes de Botsuana y Zimbabwe. Surgió durante la época de la colonización holandesa en Cabo de Buena Esperanza en el siglo XVII y se desarrolló a partir de una mezcla de neerlandés, lenguas indígenas africanas y otros idiomas europeos. 

A lo largo de los años, el afrikáans ha evolucionado hasta convertirse en un idioma distintivo con su propio vocabulario, gramática y pronunciación. Aunque comparte similitudes con el neerlandés, el afrikáans tiene características únicas que lo diferencian, como simplificaciones gramaticales y préstamos lingüísticos de otros idiomas africanos.

¿Dónde se habla neerlandés?

El neerlandés es el idioma oficial de los Países Bajos y Bélgica, y lo hablan comunidades significativas en Surinam, Aruba, Curazao y las Antillas Neerlandesas. Lo hablan aproximadamente 30 millones de personas en total, con 25 millones de hablantes nativos. 

También hay otros países con comunidades de hablantes del neerlandés: Alemania, Francia, Canadá, Estados Unidos, Nueva Zelanda, Australia, la República Democrática del Congo e Indonesia. En muchos casos tiene que ver con la inmigración, ya sea antes, como en EE. UU., o después, como en Canadá, de la segunda guerra mundial. En otros es debido a las antiguas colonias del Reino de Los Países Bajos, como en Indonesia, donde aún muchas personas, sobre todo mayores, usan este idioma. De hecho, algunas de las leyes utilizadas en Indonesia siguen redactadas en neerlandés. Además, hay varias profesiones, como en el ámbito jurídico, en las que hay que aprender una gran cantidad de términos neerlandeses y, junto con el inglés, a menudo se sigue usando como lengua comercial.

Curiosidades sobre el neerlandés

Palabras únicas

Como casi todos los idiomas, el neerlandés también cuenta con algunas palabras que no tienen equivalentes exactos en otros idiomas. Por ejemplo, «gezelligheid», que describe una sensación de calidez, intimidad y comodidad.

Proverbios interesantes

El neerlandés cuenta con numerosos proverbios o dichos populares que son característicos de este idioma, muchos de los cuales contienen referencias al mundo animal. Entre ellos queremos destacar algunos que tienen que ver con un animal muy amado por los que integramos Lingua Int, el gato:

  • Als de kat van huis is, dansen de muizen op tafel. Se traduciría como «cuando el gato no está, los ratones bailan sobre la mesa» y se refiere a que cuando los que «mandan» (los padres) no están en casa, los que «quedan» (los hijos) pueden hacer lo que quieran.
  • De kat uit de boom kijken. Esta expresión sería algo como «observar al gato en el árbol» y se utiliza en el sentido de «espera y piensa». Se refiere a que no hay que reaccionar inmediatamente, sino primero observar bien lo que ocurre y decidir en base a ello qué es lo mejor que se puede hacer o decir.
  • Een kat komt altijd weer op zijn pootjes terecht. En español es «un gato siempre cae de pie» y se usa para decir que algo acabará bien.
  • Maak dat de kat wijs. Literalmente, «haz que te crea el gato». Se utiliza cuando alguien cuenta algo tan disparatado y poco plausible que no se lo cree nadie. Un equivalente en español podría ser «no te lo crees ni tú».

Los tres primeros tienen que ver con el comportamiento gatuno, y aunque el origen del último no se conoce, generalmente se piensa que es una referencia a la inteligencia y astucia que caracteriza a los felinos.

Literatura

La gran mayoría de personas no sabe que la sexta obra más leída, una posición por delante de El Señor de los Anillos de Tolkien, es El diario de Anne Frank. Es cierto que Ana nació en Alemania, pero debido a que en el 1934 se mudó a Los Países Bajos y aprendió el idioma, la mayoría de su famosa obra está escrita en neerlandés. Posteriormente, gracias a los grandes traductores literarios, se ha traducido a más de 70 idiomas.

En definitiva

El neerlandés es un idioma fascinante que ofrece a aquellos que se aventuran a aprenderlo un viaje único a través de su estructura lingüística, sus variantes regionales y su impacto en otros idiomas.

En España residen más de 50 000 neerlandeses, muchos de ellos en la Costa Blanca y la Costa del Sol. Si necesitas servicios de traducción o interpretación, ya sea turística o de marketing, al neerlandés, no dudes en contactarnos. En Lingua Int ofrecemos una amplia gama de servicios lingüísticos, respetamos la confidencialidad y ofrecemos traducción jurada rápida y económica para satisfacer tus necesidades.

Contáctanos hoy mismo y pide presupuesto para tu próximo proyecto de traducción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *